San Francisco
danos tu opinión
Sitios de interés
Alcatraz, el misterio
Redacción Travelview
Sobre las aguas de la Bahía de San Francisco, se erige, ajena a lo que supuso y aún todavía supone, la prisión de Alcatraz.

Pero la historia de esta cárcel y de la isla donde se encuentra comienza antes de que se convirtiese en “la prisión más segura del mundo”. Con un pasado reciente tan intenso, es de extrañar que durante miles de años la Isla de Alcatraz estuviese deshabitada. No fue hasta la Guerra Civil de Estados Unidos en 1861, cuando comenzó a ser utilizada como fuerte defensivo. Cuando los soldados y cañones abandonaron la isla, está pasó a desempeñar su función más famosa y la que despierta más interés: se convirtió en penitenciaria federal para albergar a los criminales más peligrosos, la mayoría de ellos considerados como incorregibles.

La cárcel de Alcatraz estuvo abierta durante 29 años, desde 1934 hasta 1963. A lo largo de este tiempo hubo hasta 14 intentos de fuga, todos ellos fracasados bien porque los presos eran descubiertos antes de abandonar la isla, bien porque conseguían llegar al agua y allí morían ahogados o de hipotermia por las gélidas aguas de la bahía. El intento de fuga más famoso se produjo en 1962, cuando Frank Morris, John Anglin y Clarence Anglin consiguieron escapar de la prisión por el agua. La versión oficial dice que los tres murieron ahogados, pero lo cierto es que nunca se encontraron sus cadáveres en las aguas del Pacífico. Si Frank Morris, John Anglin y Clarence Anglin consiguieron escapar con éxito de Alcatraz o no, es todavía hoy un misterio.

Fugas espectaculares a parte, Alcatraz tiene mucho más que ofrecernos en su historia. Por sus celdas han pasado algunos de los criminales más famosos de la época como Al Capone, quién estuvo durante cinco años en la prisión. George “Machine Gun” Kelly pasó sus años en la prisión alardeando de delitos que nunca había cometido, mientras Robert Stroud o el “hombre pájaro de Alcatraz” se dedicaba a criar pájaros.

En 1963, Alcatraz cerraba sus puertas para siempre. Los altos costes de mantenimiento y los daños que el agua había producido en los edificios de la isla obligaron a acabar con la prisión más famosa de la historia.
Alcatraz, el misterio
Redacción Travelview
Sobre las aguas de la Bahía de San Francisco, se erige, ajena a lo que supuso y aún todavía supone, la prisión de Alcatraz.

Pero la historia de esta cárcel y de la isla donde se encuentra comienza antes de que se convirtiese en “la prisión más segura del mundo”. Con un pasado reciente tan intenso, es de extrañar que durante miles de años la Isla de Alcatraz estuviese deshabitada. No fue hasta la Guerra Civil de Estados Unidos en 1861, cuando comenzó a ser utilizada como fuerte defensivo. Cuando los soldados y cañones abandonaron la isla, está pasó a desempeñar su función más famosa y la que despierta más interés: se convirtió en penitenciaria federal para albergar a los criminales más peligrosos, la mayoría de ellos considerados como incorregibles.

La cárcel de Alcatraz estuvo abierta durante 29 años, desde 1934 hasta 1963. A lo largo de este tiempo hubo hasta 14 intentos de fuga, todos ellos fracasados bien porque los presos eran descubiertos antes de abandonar la isla, bien porque conseguían llegar al agua y allí morían ahogados o de hipotermia por las gélidas aguas de la bahía. El intento de fuga más famoso se produjo en 1962, cuando Frank Morris, John Anglin y Clarence Anglin consiguieron escapar de la prisión por el agua. La versión oficial dice que los tres murieron ahogados, pero lo cierto es que nunca se encontraron sus cadáveres en las aguas del Pacífico. Si Frank Morris, John Anglin y Clarence Anglin consiguieron escapar con éxito de Alcatraz o no, es todavía hoy un misterio.

Fugas espectaculares a parte, Alcatraz tiene mucho más que ofrecernos en su historia. Por sus celdas han pasado algunos de los criminales más famosos de la época como Al Capone, quién estuvo durante cinco años en la prisión. George “Machine Gun” Kelly pasó sus años en la prisión alardeando de delitos que nunca había cometido, mientras Robert Stroud o el “hombre pájaro de Alcatraz” se dedicaba a criar pájaros.

En 1963, Alcatraz cerraba sus puertas para siempre. Los altos costes de mantenimiento y los daños que el agua había producido en los edificios de la isla obligaron a acabar con la prisión más famosa de la historia.

AGENDA
Chroma
martes, 14 de febrero de 2012
qué opinas
danos tu opinión
Adela
Subir los Filbert Steps Subiendo por estos famosos escalones se atraviesan varios jardines hasta llegar al parque Pioneer, desde donde se tienen buenas vistas de la ciudad.
Alejandro
No podéis dejar pasar la oportunidad de descubrir la cárcel más famosa del mundo. Lo mejor es conseguir la audio guía y hacer la visita a tu ritmo.
Andrés
No podéis dejar de coger el tranvía en San Francisco y viajar dentro de él por sus típicas calles empinadas.
Diana
San Francisco cuenta con varios medios de transporte, pero lo mejor es recorrer su centro caminando para no perder detalle.
Juan
Lo mejor es cruzar el Golden Gate en bici y observar San Francisco desde el otro lado del puente. ¡No olvidéis llevar vuestra cámara!
Adela
Subir los Filbert Steps Subiendo por estos famosos escalones se atraviesan varios jardines hasta llegar al parque Pioneer, desde donde se tienen buenas vistas de la ciudad.
Alejandro
No podéis dejar pasar la oportunidad de descubrir la cárcel más famosa del mundo. Lo mejor es conseguir la audio guía y hacer la visita a tu ritmo.
Andrés
No podéis dejar de coger el tranvía en San Francisco y viajar dentro de él por sus típicas calles empinadas.
Diana
San Francisco cuenta con varios medios de transporte, pero lo mejor es recorrer su centro caminando para no perder detalle.
Juan
Lo mejor es cruzar el Golden Gate en bici y observar San Francisco desde el otro lado del puente. ¡No olvidéis llevar vuestra cámara!
Adela
Subir los Filbert Steps Subiendo por estos famosos escalones se atraviesan varios jardines hasta llegar al parque Pioneer, desde donde se tienen buenas vistas de la ciudad.
Alejandro
No podéis dejar pasar la oportunidad de descubrir la cárcel más famosa del mundo. Lo mejor es conseguir la audio guía y hacer la visita a tu ritmo.
Andrés
No podéis dejar de coger el tranvía en San Francisco y viajar dentro de él por sus típicas calles empinadas.
Diana
San Francisco cuenta con varios medios de transporte, pero lo mejor es recorrer su centro caminando para no perder detalle.
Juan
Lo mejor es cruzar el Golden Gate en bici y observar San Francisco desde el otro lado del puente. ¡No olvidéis llevar vuestra cámara!
comparte tus experiencias
Envíanos tu reportaje sobre San Francisco y compártelo con otros viajeros que como tú quieren saber más para disfrutar al máximo de sus viajes.
subir
 (se reescalará a 425x265px)